Iniciar un nuevo año nos motiva a mejorar aspectos personales y por qué no, también en el negocio.


La competencia es cada vez mayor y para poder competir es necesario renovarse, ofrecer un mejor servicio a nuestros clientes y descubrir nuevas oportunidades.

A continuación, te presentamos algunas recomendaciones para mejorar y renovar tu negocio:

Nuevos productos. Has pensado ¿qué nuevos productos puedes ofrecer a tus clientes? Para esto será necesario indagar cuáles son sus necesidades, gustos y preferencias. Introducir nuevos productos puede implicar sustituir aquellos que actualmente ofertas, por productos con mejor calidad y precio más competitivo.

Explora otras posibilidades. Atrévete a hacer cosas diferentes, explora otros mercados y públicos a los que te gustaría llegar, existen muchas necesidades que puedes satisfacer. Por ejemplo: Ana María es emprendedora y tiene un pequeño restaurante de comida mexicana, sus clientes son principalmente vecinos y empleados de los alrededores. Ella descubrió que en las escuelas de su localidad existe la necesidad de llevar alimentos nutritivos a los niños por lo tanto ahora ofrece a estas escuelas desayunos económicos, algo que además de ser nutritivo y balanceado, pueden pagar los padres de familia.

Mejora tus procesos. Renovarse también es mejorar los procesos. Un proceso lo podemos entender como los pasos necesarios para poder realizar un servicio. Por ejemplo: en una peluquería el proceso para cortar el cabello comienza por recibir al cliente, conocer sus necesidades, lavar el cabello, realizar el corte, secar, peinar y verificar que el cliente ha quedado satisfecho con el corte. Mejorar un proceso significa: hacer mejor lo que ya se está haciendo, es decir con más calidad, menor costo y tiempo.

Escucha a tus clientes y empleados. Si necesitas ideas frescas para tu negocio, lo mejor será escuchar a tus clientes y empleados. Utiliza un buzón de sugerencias para que puedan hacer recomendaciones.

Analiza el costo-beneficio. Cada una de estas acciones de mejora, pueden tener un costo económico para tu negocio, por tanto, es necesario valorar los beneficios. Los beneficios pueden ser, incrementar tus ventas o disminuir gastos, deben ser siempre mayores al costo de implementar cualquier mejora.

Se creativo. La creatividad es una herramienta para hacer cambios, renovar tu negocio, generar nuevas ideas y hacer cosas diferentes. Con creatividad puedes hacer grandes cosas, incluso a muy bajo costo.

Esperamos que estas recomendaciones te sean útiles. Recuerda que los cambios son saludables y puedentraer grandes beneficios para tu negocio.